de actualidad
foto Donald Trump
►BIODIVERSIDAD 
Votacion: 
3.3 (3 votos)
0

El control biológico de plagas ha controlado el gorgojo en eucaliptos

Utilizar el control biológico de plagas, evita el uso de químicos que dañan los ecosistemas, es lo que ha confirmado un estudio realizado por investigadores españoles y portugueses para combatir el gorgojo de los eucaliptos en la península ibérica por medio de avispas parásitas.

En una investigación reciente en la que ha participado el investigador del Museo Nacional de Ciencias Naturales (MNCN-CSIC), Miguel Ángel Alonso Zarazaga, junto a un equipo de científicos de Portugal, se ha demostrado que la plaga de gorgojos que está afectando a los eucaliptos de la península ibérica puede combatirse utilizando uno de sus enemigos naturales, una pequeña avispa parásita.

En un comunicado el MNCN-CSIC, informa de que las plantaciones de eucalipto sufren desde hace años la invasión del gorgojo (coleóptero de la familia Curculionidae) australiano, continente del que son originarios estos árboles.

En el caso de España y Portugal, las larvas del insecto se alimentan de las hojas de los árboles impidiendo la formación de nutrientes para el resto de la planta, y por tanto, dificultando su crecimiento.

La observación y estudio de la naturaleza ha permitido que los científicos españoles y portugueses desarrollen una estrategia biológica natural que evita la utilización de sustancias químicas como los pesticidas y contaminantes, que son altamente perjudiciales para el medio ambiente.

Hace unos años se descubrió que el gorgojo atacante en la península ibérica es el "Gonipterus platensis", y no e "Gonipterus scutellatus", que amenaza a los eucaliptos en Francia e Italia.

Una vez identificado la especie atacante, "hemos buscado a su enemigo natural, el organismo más efectivo para luchar contra la plaga", señala Alonso Zarazaga.

La avispa elegida ha sido la "Anaphes inexpectatus", que es enemiga natural del "Gonipterus platensis".

Esta avispa parásita deposita sus huevos dentro de los gorgojos para que se alimenten de sus nutrientes hasta que al final de su desarrollo emerja el adulto, explica el investigador.

En la investigación, que ha sigo publicada en la revista BioControl, han participado además los investigadores Carlos Valente, Catarina Afonso, Catarina I, Gonçalves, Ana Reis, Manuela Branco. 

Comentarios

fotoLos comentarios enviados fuera del horario de moderación, serán aprobados al día siguiente.

Serán borrados los comentarios que contengan insultos y/o contenidos inadecuados. Para cualquier duda, consulta la guía de comentarios.