de actualidad
foto Quique Setién
 
Votacion: 
5 (4 votos)
Galicia | Pontevedra 0

Fallece en Pontevedra el poeta Luis Maquieira, un hombre que "vivía a contracorriente"

Personalidades del mundo de la cultura lamentan la pérdida del escritor ►'Contos sen importancia' fue su última publicación

El poeta Luis Maquieira. DAVID FREIRE

El poeta Luis Maquieira. DAVID FREIRE

El escritor y poeta Luis Maquieira falleció este sábado en Pontevedra, ciudad que le daba cobijo desde hace unos años, cuando decidió poner un punto de inflexión en su trayectoria por diversos destinos, sobre todo de Latinoamérica. Su bibliografía incluye varios libros de cuentos y poemas. La última publicación fue Contos sen importancia, un compendio de narraciones para el que contó con la colaboración del pintor Manuel Ruibal, encargado de poner la nota de color a la obra con varias ilustraciones.

Maquieira vivía solo y era "reservado" con su estado de salud. De hecho, Ruibal, con el que mantuvo un trato cercano, conoció la noticia de su fallecimiento por este periódico. "Me dijo que había estado en el hospital, pero poco más. De esas cosas no le gustaba hablar y la verdad es que últimamente lo veía poco, ya no venía por el estudio", señala. Ruibal lamenta la pérdida del poeta, al que se refiere como un hombre "muy bohemio en su juventud que no se adaptaba mucho a la vida real". "No tenía mucha cabida en el mundo que nos tocó vivir, de hecho, vivía a contracorriente. Yo lo entendía, pero era un hombre muy aferrado a sus ideas, y a veces eso hacía difícil las relaciones".

Maquieira estuvo casado y tuvo varios hijos. Últimamente con la que tenía más relación era con su hija, María Maquieira Vales-Villamarín, con la que compartía la devoción por el mundo del arte. De hecho, llegaron a hacer una creación conjunta en la exposición Hojas de Sombra, exhibida en la Galería Sargadelos en noviembre de 2011.

Maquieira vendía sus obras en la calle y, aunque "vivía estrechamente", se las arreglaba para mantener a flote su economía doméstica. "nunca pedía", recuerda Ruibal.

Su padre era un gran arquitecto, la misma profesión de otro de sus allegados, el pontevedrés César Portela, que también conoció la triste noticia por este periódico. "Es una persona a la que tenía un gran aprecio, era un extraordinario poeta y una extraordinaria persona", manifestó al enterarse de su fallecimiento. "Yo le tenía un especial cariño, era hijo del arquitecto Maquieira, a quien que yo le tenía un respeto profesional tremendo. Hizo el edificio donde yo tengo el estudio en García Camba, aquí metí mi estudio sin mover un tabique porque me parece una edificación fantástica. Después se tuvo que ir a Lugo donde hizo tres o cuatro obras preciosas y andando en tiempo conocí a Maquieira poeta", relata el reconocido arquitecto.

A Portela le parecen "fantásticas las cosas que leí" de Maquieira. Lo que no se esperaba era despedirse tan pronto de él, pues habían coincidido hace unos días "en la presentación de un libro de Antón Patiño".

Comentarios

fotoLos comentarios enviados fuera del horario de moderación, serán aprobados al día siguiente.

Serán borrados los comentarios que contengan insultos y/o contenidos inadecuados. Para cualquier duda, consulta la guía de comentarios.